El Reto pendiente del Botànic II

economía circular, transformación digital, Botànic II, indor, cambioHa llegado la hora de la verdad, no se parte de cero, todo lo contrario: se inició un proceso en la legislatura anterior que habrá servido para aprender y que culminó con la elaboración del “PLA D’ACCIÓ PER A LA TRANSFORMACIÓ DEL MODEL ECONÒMIC VALENCIÀ 2017 – 2027” y ahora queda ejecutarlo. 

Ahora bien, en un contexto de aceleración de los cambios provocados por la tecnología, quizá deberán repensarse y filtrarse los objetivos del Plan teniendo en cuenta dos tendencias globales de carácter transversal: la Transformación Digital (Digitalización + Cambio de Cultura) y la Economía Circular. Ya no es posible resolver los problemas sin pensar y hacerlo desde las tecnologías digitales, ni diseñar procesos productivos sin pensar en reparar, refabricar, reutilizar y reciclar,  es decir en la economía circular, pues simplemente faltan recursos (La Tierra en 2050 alcanzará + 9.000 millones de ha). Además, como dice Robert U. Ayres, economista y físico, pionero en el estudio de los flujos de material y las transformaciones, invertir en eficiencia en la empresa genera beneficios para la propia empresa en forma de ahorro en recursos y por lo tanto mejora la cuenta de resultados. 

economía circular, transformación digital, indor,
Dos tendencias transversales: Economía Circula y Transformación Digital
Las tendencias citadas coinciden en poner en el centro el bienestar de las personas, para abandonar definitivamente las prácticas empresariales de "cortísimo" plazo o mejor dicho especulativas, donde lo prioritario es obtener beneficios a costa de las personas y de la sociedad. Y coincide con la declaración del proceso iniciado en 2016, “Bases y Elementos Orientadores para la Transformación del Modelo Económico – BEOTME”, donde se puede leer “… avanzar desde un concepto de corto plazo… a largo” “dando un giro a las políticas económicas y a la cultura empresarial dominante… de la búsqueda de crecimiento y rentabilidad a corto que se apoyan en menores costes salariales hacia la mejora de la productividad y crecimiento a largo, basada en el conocimiento y la innovación”.

La estrategia está definida, ahora bien, más importante que la estrategia es conseguir llevarla a cabo, aquí esta el reto. Para lo cual sería bueno iniciar ese camino construyendo una visión de futuro fácil de comunicar y un equipo conductor "móvil", creíble y fuerte. Así pues, tener o no tener éxito en el proceso va a depender de cómo se lidere y comunique. Tres sugerencias: 
  1. Es necesario cuando se inicie que se comunique de forma rápida e intensa, lo que en el entorno actual, pasa por la utilización intensiva de las Redes Sociales y los dispositivos móviles 
  2. Intensificar el apoyo a las Pymes para incorporar las tendencias comentadas a su modelo de negocio. Apostar por una empresa más eficiente y colaborativa multiplica las oportunidades.
  3. Innovar en el proceso de implantación. Daría mucha credibilidad que se empezara por las empresas y empleados públicos.
Ahí se encuentra uno de los recursos más valiosos, casi a coste cero para el proceso, pues ya se tienen, además debe servir para mejorar la gestión pública, sacando la negociación colectiva del corto plazo y del "reparto de la tarta".

Así pues, innovar en el proceso, es apostar decididamente por dar protagonismo a los trabajadores públicos, tanto para dotarlo de credibilidad como para implicar al "capital" más importante que tiene la Generalitat. Sus representantes deben ser co-desarrolladores e implicarse en construir esa visión de futuro, elevando la perspectiva.


Mesa de Negociación presidida por Gabriela Bravo
Girar en esa dirección, en el contexto de la sociedad de los conocimientos, significa, como bien se dice, poner a las personas en el centro ya sea como destinatarios de las políticas, como “hacedores” o activos o, como integrantes de las organizaciones e instituciones valencianas.

Por muchas razones, la transformación del #ModelEconòmic debe estar ligada al Plan Estratégico de RRHH de la Generalitat ¿cómo se va a trasladar esa visión de futuro a la sociedad valenciana si sus trabajadores públicos no se comprometen con el Plan? y ¡Qué interesante sería hacerlo con su implicación y apoyo!

Actualmente, por lo que deduce de la negociación realizada y de la lectura del Plan Estratégico de RRHH de la Generalitat, no se ha contemplado este planteamiento. Se ha realizado un trabajo muy necesario de ordenación, pero poco agradecido para inspirar esa y cualquier visión de futuro motivadora. Ahora queda, partiendo de ese trabajo, generar una nueva visión de futuro que vincule a los trabajadores de la Generalitat con la TRANSFORMACIÓN DIGITAL y la ECONOMÍA CIRCULAR, sobre las cuales, posiblemente haya unanimidad y que deberían ser transversales en el “PLA D’ACCIÓ PER A LA TRANSFORMACIÓ DEL MODEL ECONÒMIC VALENCIÀ 2017 – 2027


Es el momento de apostar por una nueva empresa más eficiente y colaborativa

Hay algunas realidades que marcan tendencia, que nos conectan con el futuro y tienen la virtud de traernos al presente la innovación, son valores seguros: la Transformación Digital y la Economía Circular. Sobre ellos, ha llegado el momento de hacer una nueva empresa más colaborativa, que como dice Enmanuel Faber, presidente de Danone "una empresa que sólo sirva a los accionistas es una herejía"
transformación digital, economía circular, cambio modelo de gestión,
Enmanuel Faber, presidente de Danone

Las tendencias coinciden en poner en el centro el bienestar de las personas, para abandonar definitivamente las prácticas empresariales de "cortísimo" plazo o mejor dicho especulativas, donde lo prioritario es obtener beneficios a costa de las personas y de la sociedad. Esto choca frontalmente con los nuevos valores que tenemos que construir y por ello este modelo de gestión ha entrado en un punto de inflexión

Hay motivos para ser optimistas, aunque seamos algo cínicos: es muy difícil continuar y superar el despilfarro de recursos habiendo llegado a la aberrante "obsolescencia programada" y tampoco tiene recorrido defender una empresa de gestión autoritaria donde la desigualdad es lacerante. Los "millennials", los jóvenes que les siguen y la sociedad en general quieren una empresa más eficiente y comprometida con el medio ambiente y también, como personas conectadas, quieren una gestión donde la utilización de las tecnologías digitales sea más eficiente, aprovechando su capacidad para crear entornos de trabajo colaborativos, que son mucho más productivos. Es posible que esta preocupación sea el reto pendiente para el Botanic II

Así pues, es el momento de apostar por una nueva empresa más colaborativa, por un nuevo modelo de gestión, recuperando algunas ideas y una expresión que oí hace muchos años ¡Quien tiene un MODELO DE GESTIÓN tiene un tesoro! Sin duda, deberá ir más unido a las personas (consumidores o trabajadores), que a las máquinas, a la tecnología o al capital. Es interesante escuchar lo que decía, según Iñaki Gabilondo el “Cura de Mondragón”

Desde luego, ¿Quién lo diría? cuando parece que estamos a las puertas de una nueva crisis y cuando lo financiero aunque lo arrasa todo, empieza a ser cuestionado. Pues lo dice, como se ha comentado DANONE y lo ha demostrado MERCADONA poniendo en práctica un modelo exitoso, donde el capital no ha sido lo esencial (por ejemplo no cotiza en bolsa).

Mercadona, modelo de gestión de mercadona, transformación digital, economía circular, indor, cambio de modelo

En efecto, son elementos básicos del modelo actualizado en 2008 por Mercadona y muy conocido en la sociedad, el CLIENTE que en “jerga” interna es el “Jefe” y los TRABAJADORES, lo cual es lógico e inteligente.

Parte de una premisa universal: “para poder estar satisfecho, primero hay que satisfacer a los demás”. En consecuencia, orienta todo su modelo de gestión hacia la satisfacción completa de los clientes, objetivo que sólo puede lograr si consigue que los trabajadores estén satisfechos. Esto es cierto, sobre todo en actividades de servicios, pues el que produce y presta el servicio es la misma persona que tiene que satisfacer al cliente. Por eso es importante “pensar en dar la vuelta al organigrama” en una sociedad con una tendencia imparable a la robotización y al desarrollo de los servicios

cambio de modelo, hacer nueva empresa, indor, antonio palacián
Haciendo nueva empresa
En definitiva, la transformación digital, la economía circular y la necesidad de gestionar más eficientemente con y para las personas, nos marcan el camino del necesario cambio en el Modelo de Gestión. Es el momento de hacer una empresa más colaborativa para generar beneficios sostenibles en el tiempo y abandonando definitivamente las prácticas especulativas de las últimas décadas.

La ECONOMIA CIRCULAR: ¿Cuál es el compromiso de los Partidos Políticos?


Un grupo de valencianos que asistieron a la I Cumbre de Innovación Tecnológica y Economía Circular, donde fueron seleccionados por la Fundación ALF y COTEC como Líderes o Influencers para la difusión de la Innovación y la Economía Circular, han tomado la interesante iniciativa de contactar con los grupos políticos de nuestra Comunidad, para saber su posicionamiento sobre el tema y sobre todo, para cuando estén gestionando recordarles los compromisos adquiridos antes de la elecciones del próximo Domingo.
Líderes de Economía Circular reunidos con el Conseller Rafael Climent
Esta iniciativa, que agradecemos por los que consideramos ineludible apostar por una gestión eficiente de los recursos, es la respuesta a ese compromiso adquirido, en este caso realizado por los valencianos Rafael de la Cuadra, Mercedes Herranz, Rafael Pla y Laura Talens, los cuales se han reunido con los candidatos de los partidos políticos con el objetivo de conocer las propuestas relacionadas con la economía circular. A esos compromisos adquiridos se puede acceder en una modalidad amplia por este enlace o bien a una más resumida publicada en el Diario Levante.
Economía Circular, Indor, Mercedes Herranz
Blanca Marín, Rafael Climent, Vicente Betoret, Toni Woodward, Ferran Martinez

La economía circular se basa en un nuevo modelo productivo reparador y regenerativo en el que el valor de los productos y materiales se mantiene durante el mayor tiempo posible. Sin duda, es uno de los grandes conectores con el mercado futuro, junto con la transformación digital y por eso las Pymes deben estar ahí, al igual que ya lo están las grandes empresas, todas ellas presentes en la Cumbre anteriormente comentada.

En el Modelo de Economía Circular, el uso de recursos naturales y la generación de residuos se minimiza mediante la creación de ciclos cerrados fundamentados en estrategias tales como el mantenimiento, la reparación, la reutilización, la refabricación y como última opción, el reciclaje. Las mejoras en el diseño de los productos (ecodiseño), en su fase de concepción, son clave para hacer productos que sean más fáciles de reparar, más duraderos, y así ahorrar recursos valiosos y reducir el volumen de residuos.

Este nuevo modelo productivo, que es transversal, puede traer importantes beneficios económicos, contribuyendo a la innovación, el crecimiento, la creación de empleo, y sobre todo fomentando la sostenibilidad y la competitividad a largo plazo. No es un secreto que cada vez más, los consumidores están tomando conciencia de esta realidad, impulsados por la creciente influencia de los “millenials” en el comportamiento del consumo.

El disparador de la concienciación sobre la economía circular en España fue la celebración de la I Cumbre de Innovación Tecnológica y Economía Circular, organizada por Advanced Leadership Foundation (ALF) en colaboración con la Fundación INCYDE de las Cámaras de Comercio y la fundación para la innovación COTEC. 

El programa de la cumbre ALF fue excepcional, contó con la participación de los premios Nobel Christopher Pissarides (Economía en 2010), Finn Kydland (Economía en 2004), y Barry Barrish (Física en 2017), entre otras figuras destacables a nivel internacional, siendo la más relevante el 44ª presidente de Estados Unidos Barack Obama (Nobel de la Paz en 2009). A la cumbre asistieron más de 2,000 representantes de diversos sectores económicos y se formó a 300 líderes en innovación tecnológica y economía circular, (elegidos entre 3000 expertos) que durante los siguientes 12 meses se comprometieron a difundir los beneficios de este nuevo modelo económico a la sociedad. Esta iniciativa responde a ese compromiso adquirido por los cuatro valencianos anteriormente comentados

Desde la Economía Lineal a la Economía Circular

La conexión con el futuro pasa por la innovación que todas las empresas deben perseguir para tener presente. En estos momentos hay dos temas transversales que van a marcar el comportamiento del consumidor y del mercado: la Transformación Digital (Digitalización + Cambio de Cultura) y la Economía Circular. Ambos están presentes, de una manera u otra, en los proyectos que se presentan al programa SME Instrument de la UE, tan interesante y tantas veces recomendado a las Pymes, como una forma de retar al equipo para explorar oportunidades y obtener recompensa a corto plazo.
Mercedes Herranz, indor, Influencer, ALF, indor
La Economía Circular, ligada como hemos comentado a la innovación, no puede ser eficaz para solucionar los problemas de la gente si no no va acompañada de la Digitalización. Como dice X. Marcet “la innovación es traer el futuro a la agenda del presente” y uno de los conectores importantes va a ser la Economía Circular, alineada con la mentalidad del consumidor "millennial", cada vez más influyente en el comportamiento del consumo. El nuevo consumidor son activistas comunitarios, gente conectada y digitalizada que le gusta experimentar nuevas cosas y compartirlas, que les va a encantar no desperdiciar alimentos, no contaminar y, por lo tanto, apuestan por preservar la naturaleza de forma cotidiana.

La diferencia más notable con el modelo de Economía Lineal, donde estamos, es que ésta repite el esquema: extracción - producción - consumo – desecho. Un sistema donde el ciclo de vida de un producto concluye al mismo tiempo en que es consumido, volviéndose un desecho (cradle to grave), mientras que en el modelo de Economía Circular las actividades, desde la extracción y la producción, están organizadas de manera que los desechos de unos se vuelvan los recursos para otros (cradle to cradle), por lo tanto se considera como una economía de recuperación y reutilización ya que transforma tanto las cadenas de valor como los hábitos de consumo

La relevancia de la economía circular para la industria europea se ha puesto de manifiesto en la Estrategia renovada de política industrial de la UE. En el plan de acción para la economía circular, que explica Luis Planas en el vídeo, nos comenta que la circularidad ha empezada a abrirse paso en la economía lineal; el desafío al que nos enfrentamos ahora es consolidar la economía circular y dotarla de escalabilidad. 


Desde los años 70 el mundo está en déficit ecológico. En las décadas posteriores, según las estimaciones de Global Footprint Network, el consumo de recursos naturales ha ido creciendo hasta el punto de que, en 2018, hemos extraído de la tierra lo que necesita 1,7 años para regenerarse.

La situación actual empieza a ser insostenible tanto desde el punto de vista ambiental como económico. Las consideraciones geopolíticas empeoran las cosas, incluso si se trata de materiales relativamente abundantes. Por ejemplo, los elementos de tierras raras que se utilizan en las máquinas de rayos-X, los teléfonos móviles, los discos duros de los ordenadores o en los motores de los aviones se extraen predominantemente de China, que también produce la mayoría de las 27 materias primas identificadas por la UE como críticas por lo que las actuales tensiones comerciales entre Estados Unidos y China podrían tener un efecto importante en las cadenas de suministro globales.

Nos hemos acostumbrado a un modelo que extrae recursos naturales para fabricar productos de corta duración que, una vez obsoletos, son arrojados a los vertedores sin importar que lleven componentes que podrían volver a ser utilizados. Frente a este modelo económico lineal, la solución es el modelo circular, donde se alarga la vida útil de los productos gracias a un diseño o reparación mejorados y donde, en la medida de lo posible, los insumos proceden de materiales reciclados, no de nuevos recursos.

Mercedes Herranz, influencer, ALF - Cotec

Según Andrew Morlet, director ejecutivo de la Fundación Ellen MacArthur, los modelos de economía circular no solo son factibles sino que su adopción llevaría a conseguir ganancias palpables. No se trata únicamente de reducir el daño de la economía lineal sino de crear valor de una manera diferente consiguiendo beneficios ambientales y sociales, entre otros. Sin embargo, no son pocos los obstáculos que hay que sortear: dificultades técnicas, incentivos económicos, incertidumbre de nuevos mercados y modelos de negocio. Sin embargo, como dice la UE la economía circular ha empezado a abrirse paso.

En definitiva, los partidarios de la economía circular creen que es la única opción para el futuro. Los recursos naturales se están agotando, por lo que también es una decisión empresarial sensata. Pero no todos perciben el riesgo como urgente. Lo que todavía se necesita es una explicación generalizada de cómo pasar a una economía circular podría reducir muchos de los problemas de sostenibilidad del mundo, y cuán insostenible sería la decisión de continuar con un modelo lineal como el actual